Conjunciones coordinantes

Conjunciones coordinantes, son nexos que se utilizan para unir las oraciones o sus elementos.

Estos elementos no llevan acento, por lo tanto son palabras átonas y se ubican al iniciar la oración o segmento.

Dada la variedad de conjunciones, éstas unen elementos u oraciones equivalentes, es decir que realizan la unión de oraciones con igual función sintáctica o elementos dentro de una igual categoría gramatical.

Conjunciones coordinantes, copulativas

Conjunciones coordinantes, copulativas

Conjunciones coordinantes, copulativas

Las conjunciones coordinantes copulativas son: ni, e, y

Las copulativas se encargan de expresar una adición o suma.

Y: Cuando a ella continúa una palabra que se inicia con “i” o con “hi” cambia a “e”

Por ejemplo:

Zinc y hierro.

Une dos sustantivos comunes: zinc (sustantivo)+ conjunción + hierro (sustantivo).

Conjunciones coordinantes, distributivas

Las coordinantes distributivas son: ora, bien…. Bien, ya…. ya.

Estas son las que denotan una alternancia con una correlación que tanto “ya” como “bien” pasan a funcionar como conjunciones a pesar de tratarse de adverbios:

Ya novios, ya esposos nos amamos igual.

Podemos amarnos bien como novios, bien como esposos.

Conjunciones coordinantes, adversativas

Conjunciones coordinantes, adversativas

Conjunciones coordinantes, adversativas

Las coordinantes adversativas pueden ser:

Restrictivas como: aunque, mas y pero. Todas ellas denotan una oposición entre los elementos que unen a pesar de su coexistencia no es imposible:

Me gusta estudiar, pero también dormir.

Puede ser exclusiva al utilizar “sino”, una conjunción que expresa oposición y sus elementos carecen de compatibilidad:

No me gusta estudiar, sino dormir.

Puedes leer conjunciones adversativas para ampliar esta información.

“Aunque” y “mas” no son conjunciones a pesar de su similitud con “pero”, pues son adverbios, tal como no obstante y sin embargo.

Conjunciones coordinantes, ejemplos

Conjunciones coordinantes,  ejemplos

Conjunciones coordinantes, ejemplos

Por otra parte debes prestar atención a la conjunción “mas”, pues es una palabra átona, por lo tanto no lleva acento.

Del mismo modo “si no” no es lo mismo que “sino”. La primera es una conjunción seguida de un adverbio de negación “no”, mientras que la primera es una conjunción adversativa:

1. Si no te callas pronto, yo te haré callar.

2.No necesito que hables tanto, sino que me escuches más.

3. Soy más alto que tú.

4. Soy más petiso que tú, mas no me importa.

¿Puedes notar la diferencia entre el sentido de unas oración y de otra utilizando en una una conjunción adversativa y en la otra una conjunción y un adverbio?

1. conjunción + adverbio
2. conjunción coordinante adversativa
3. más es adverbio (lleva acento)
4. más es adverbio, mas es conjunción coordinante adversativa.

En definitiva este tipo de conjunciones sintácticamente unen unidades equivalentes ya sea grupos sintácticos o palabras.

Por lo general enlazan unidades dentro de un mismo grupo gramatical, pero también pueden unir unidades que aunque cumplen igual función sintáctica pueden pertenecer a otra categoría gramatical:

Juan es inteligente y con un corazón enorme (une adjetivo con un grupo preposicional, en medio de ellos se encuentra la conjunción “y”

Mi vestido blanco y negro pasó de moda. (la conjunción “y” une un adjetivo con otro adjetivo)

Yo salgo de vacaciones pero tú te quedas. (la conjunción “pero” une dos oraciones)

No Responses

  1. Pingback: Conjunciones distributivas - Ejemplos De diciembre 18, 2013

¿Qué piensas de esto?