Cómo Hacer Un Ensayo Argumentativo de Forma Correcta

El ensayo es un tipo de texto que permite a quien los escribe expresar su opinión personal sobre el tema que se discute.

Es un texto muy parecido al artículo de opinión, donde el tono personal del texto y la visión del autor son los elementos fundamentales.

Su extensión puede variar de breve a extensa según el estilo del escritor, y es el género por excelencia para dar rienda suelta al pensamiento intelectual, por ello se le conoce también como un espacio para el ejercicio del pensamiento y de la escritura.

Ahora bien, el ensayo mezcla características de diferentes tipos de textos como los expositivos, los descriptivos, y muy especialmente los argumentativos.

De allí que sean el tipo de texto preferido por los escritores y también por los institutos universitarios, ya que son el espacio perfecto para desarrollar ideas y acompañarlas de investigaciones.

¿Qué es un ensayo argumentativo?

 

La argumentación es un elemento fundamental de todo ensayo. El ensayo argumentativo es el texto donde se conjugan la libertad expresiva en cuanto a ideas y opiniones, con el ejercicio de la argumentación para aportar sentido y razonabilidad a lo que se expresa en el texto.

Argumentar es explicar, aportar las razones por las cuales consideramos que una propuesta o tesis es cierta, relevante para un determinado campo de estudio o simplemente a nuestro parecer según la experiencia que tengamos en el tema.

El ensayo argumentativo es entonces un texto donde el autor expone sus ideas con respecto al tema en cuestión, mientras aporta las razones a lo largo de todo el escrito, por las cuales considera que su opinión es válida.

En este sentido un ensayo argumentativo es casi cualquier ensayo; sin embargo, en el ensayo netamente argumentativo el autor desglosa el tema tratado mientras va argumentando constantemente las ideas que se van plasmando.

En un ensayo argumentativo el autor generalmente busca demostrar que su tesis o planteamiento es el correcto y para ello puede recurrir a citas de otros autores para orientar y sustentar su opinión.

Características del ensayo argumentativo

Tema libre. El autor presenta un tema de interés sobre el cual presentará sus planteamientos.

Extensión variable. El ensayo argumentativo puede ser corto o extenso según la necesidad del autor, es decir, según el espacio que requiera para desarrollar sus ideas.

Lenguaje Formal. Todo ensayo hace uso de un lenguaje ameno para el lector, pero siempre respeta la formalidad del discurso. Así el ensayo argumentativo puede estar escrito en primera persona, pero siempre haciendo uso de palabras adecuadas.

Coherencia. El ensayo argumentativo debe ser coherente para permitir al lector la comprensión de las ideas. La coherencia implica una correcta interrelación de las ideas en el texto, respetando las normas gramaticales y el uso de los signos de puntuación.

Argumentos. Lógicamente un ensayo argumentativo debe contener argumentos de peso que aporten razonabilidad y credibilidad a las ideas planteadas. Estos argumentos son esgrimidos por el autor y pueden estar sustentados en planteamiento de otros autores.

Estructura del ensayo argumentativo

El ensayo argumentativo no está ceñido a una forma estructural obligatoria, no obstante, como en todo texto, se debe respetar una estructura base característica como lo es el inicio, desarrollo y cierre.

Inicio: es la fase introductoria del texto. En ella se realiza el planteamiento inicial del tema y se enmarca dentro de un contexto ya sea social, temporal, entre otros.

Desarrollo: es el contenido general del ensayo, donde el autor presenta todo su pensamiento con respecto al tema, expone sus ideas y las bases que lo sustentan.

A lo largo del desarrollo el autor va interrelacionando sus ideas con los argumentos que presenta para sostenerla.

En esta sección, que viene a ser el ensayo en sí, tiene la libertad de introducir las ideas, los argumentos y los sustentos teóricos en el orden que prefiera o considere más oportuno para el manejo del contenido.

Cierre: es la fase final del ensayo, en él autor engloba el contenido del mismo y elabora una conclusión con su visión y el aporte que realiza sobre el tema. De igual modo se realiza una afirmación final que motiva al lector a realizar una acción o a asumir como ciertos y propias las ideas de quien escribe.

5 pasos para escribir un ensayo argumentativo

1.- Selecciona el tema e investiga

Para escribir un ensayo y en general cualquier tipo de texto, es necesario realizar una investigación sobre el tema que hemos seleccionado. Esto nos permite un mejor dominio del tema y hacernos una visión clara del mismo.

De igual forma, la investigación nos permite reunir material como citas bibliográficas que pueden servir de apoyo a las ideas que presentaremos a lo largo del escrito. También nos ayuda a ver el impacto que el tema ha causado en el sector donde ha sido tratado y la opinión de otros autores sobre el mismo.

Una buena forma de obtener ideas para escribir un ensayo argumentativo y fijar nuestra posición con mayor solidez sobre el tema en cuestión, es entrevistar a personas expertas en el área.

Pero también conversar libremente con aquellos que, sin ser expertos, se ven también afectados o involucrados en la situación.

Esto nos permite ampliar nuestra visión y obtener diferentes ángulos de una misma temática.

2.- Fija tu postura

Constantemente hemos referido que el ensayo argumentativo muestra la visión del autor. Para ello debes formarte un planteamiento central muy particular pero razonado sobre el tema que abordas y presentarla a lo largo de todo el texto de un modo coherente.

La posición del autor es siempre muy personal, obedece a la forma que tiene de ver el mundo y que se ha construido desde su experiencia personal así como desde sus estudios sobre el tema en cuestión.

Para presentar tu visión debes tener también bases muy sólidas que te ayuden a sostenerla. No se trata de un simple parecer en cuanto a un tema o una ligera crítica. Un “me gusta” o “no me parece” no son suficientes para un ensayo.

La posición del autor es siempre un planteamiento o tesis sobre el tema estudiado, en el cual se razona al respecto desde diversos ángulos y se presentan los diferentes matices de la situación.

En el ensayo argumentativo el autor va esbozando sus ideas sostenidas con los argumentos de carácter teóricos, científicos o profesionales que le ayuden a conducir al lector hacia su visión de las cosas.

3.- No te olvides de justificar

Cada vez que proponemos una idea en cualquier ámbito de estudio, debemos justificarla. En el ensayo argumentativo la justificación forma parte de su esencia.

Así como el autor presenta su opinión de un tema, debe también presentar las razones por las cuales considera que su posición es válida frente a las posiciones de otros especialistas.

Esto lo logra desde un razonamiento coherente y profundo de sus propuestas, y también valiéndose de la opinión que otros autores hayan esgrimido con anterioridad.

4.- Relaciónate con el lector

Todo ensayo, especialmente el argumentativo, va interactuando con el lector. Esto se consigue al proponerle interrogantes que a lo largo de la disertación deberá ir respondiendo guiado por los argumentos del autor.

Igualmente con las afirmaciones hechas por quien escribe, el lector va asumiendo una posición en cuanto al tema; si estas afirmaciones son de su agrado o han sido bien conducidas por el autor, el lector puede tener un razonamiento muy cercano a lo que el ensayo le plantea.

Relacionarse con el lector implica también ofrecer al lector la visión de otros ángulos del tema y presentar un razonamiento en contra de los mismos si estos ángulos no son lo que queremos favorecer.

De este modo le damos al lector la libertad de evaluar otras posiciones pero a su vez le conducimos a asumir la nuestra como la más lógica y viable.

5.- Convence al lector y motívalo a actuar

Así como el ensayo presenta la opinión del autor sobre el tema, a su vez busca influir en el lector de tal modo que éste asuma la posición del autor como propia. Es decir, lo induce a pensar como el autor en cuanto al tema presentado.

De igual modo el ensayo busca motivar al lector no solo a asumir una posición específica sobre el tema, sino que tiende a realizar preguntas que el lector debe responder desde su perspectiva mientras va siendo guiado también por las respuestas del autor.

Otra de las metas del ensayo es motivar al lector a obrar en consecuencia con el modo de pensar que se le ha presentado y que ahora asume como propio dados los argumentos convincentes que el autor ha esgrimido.

Lógicamente, se trata de acciones generales, como por ejemplo votar por un candidato determinado o cuidar el medio ambiente.

Ahora bien, este convencer al lector sobre nuestras ideas y motivarlo a actuar es el resultado de un buen uso de los argumentos dentro del texto, así como del modo como se interactúa con el lector.

Por ello maneja dentro del texto preguntas que incentiven al lector a responder y, al finalizar el ensayo, propón una acción concreta pero desde la motivación que lleven al lector a actuar en función a tus ideas.

Ejemplo de ensayo argumentativo

La noción de pueblo en la teología del Papa Francisco

Por María Luisa Angarita

Entender “Pueblo” como noción o constructo es limitado, pueblo es más que una masa de personas o individuos, es más que una idea incluso.

Pueblo es más que populismo e ideología, es en sí una manera de vivir, un modo en que los seres humanos en su cotidianidad se desenvuelven y construyen entre sí su propia historia y cultura.

La visión teológica que el Papa Francisco nos presenta de “Pueblo” está ligada a la pobreza, al grupo no necesariamente marginado pero sí carente de posibilidades, de poder.

Aquellos que en medio de su cotidianidad se relacionan entre sí, se ayudan y acompañan reconociendo y respetando sus diferencias y se hacen más humanos a medida que son más solidarios y próximos con el otro.

Según Trigo, el pueblo es “el sujeto histórico de la sociedad y de la iglesia”, tiene que ser así pues el pueblo es quien construye la sociedad y la iglesia con sus valores y gama cultural.

No obstante históricamente el pueblo más que sujeto ha sido el objeto depositario de enseñanzas y valores incluso de políticas que más que ayudarles en su proceso de vivir y caminar hacia el futuro lo reducen, le minimizan, manipulan y excluyen.

Es aquí donde la opción preferencial del Papa Francisco por el Pueblo Pobre gana en sentido y en humanidad, reconoce al pueblo como el espacio donde la Iglesia “Pueblo de Dios” se desenvuelve y habita, donde la Iglesia se construye y donde debe encarnarse según las diferentes realidades para así evangelizar.

Llevar la luz de Cristo menos desde la teoría y más desde la práctica, haciéndonos próximos al otro, reconociendo que en la cotidianidad y en el modo de relacionarnos con lo demás, especialmente con los que son diferentes, es donde vivimos el verdadero camino hacia la salvación.

Es decir, en el obrar, en el practicar realmente y con convicción la fe que profesamos, ser coherentes, ser más como Jesús y encarnarnos en la realidad del otro tomando en cuenta que como lo afirma Francisco “el mensaje revelado […] tiene un contenido transcultural.” (E.G. 117).

Finalmente, no se necesita imponer un modo específico de vivir la fe o de evangelizar, si no que con la amplitud del Evangelio encarnarse en las realidades diversas de los pueblos y desde allí hacer el proceso de inculturación, con respeto y misericordia, que permita al pueblo avanzar y progresar en sus propias circunstancias.

(Fin del ejemplo)

Como puedes ver, la escritura de un ensayo argumentativo integra la visión que como autores tenemos sobre un tema junto a los planteamientos de otros autores a fin de aportar un nuevo enfoque al área estudiada o complementarlo.

La redacción de un ensayo puede resultar muy sencilla si apoyas tus ideas con referencias y muy especialmente con un enfoque sobre el tema que resulte cautivante y que aporte novedad al mismo.

¿Te ha parecido útil este artículo? ¡Déjanos tus impresiones en los comentarios!

 

Ver También:

>